Patiño: “Un fallo a favor de Chevron podría quebrar al Estado”

El canciller Ricardo Patiño se reunió esta mañana con comunicadores de medios nacionales e internacionales para exponer la postura ecuatoriana sobre la contaminación ambiental que produjo la multinacional Chevron en la Amazonía ecuatoriana.

Patiño sostuvo que el Gobierno ecuatoriano no se ha vinculado con el proceso judicial que planteó la comunidad como lo está haciendo creer la empresa, sino que el Estado reaccionó ante la campaña internacional de desprestigio y desinformación que planteó la petrolera en contra del país. Patiño calificó a esa campaña como "mentirosa, difamatoria que busca atacar a la justicia ecuatoriana"

El funcionario manifestó que un fallo a favor de Chevron "podría quebrar al Estado ecuatoriano", pues recordó que el Presupuesto General del Estado está por los 30.000 millones de dólares y el gobierno tendría que pagarle a Chevron 19.000 millones de dólares. "Imagínese lo que significaría", sostuvo al comparar que el Estado tendría que entregar todos los rubros de exportaciones a futuro, incluído café, petróleo y banano, a la petrolera.

"Esas cifras constituyen un 20% del Producto Interno Bruto de 80.000 millones de dólares (…), así es el peso de lo que podría significar un fallo en contra de nosotros en el caso Chevron III, a eso hay que sumar 2.000 millones que nos exigen pagar a la petrolera Oxy e igual nos estamos defendiendo".

Simulación de remediación ambiental

Patiño reiteró que el proceso judicial continúa en las Cortes ecuatorianas. "No se ha acabado, no ha sido concluido, todavía está en instancias judiciales ecuatorianas", dijo, a la vez que enfatizó que Chevron fue la única operadora que trabajó en la zona. Sostuvo que el artículo 46 dispuso la reinyección segura de desechos, pero que la empresa jamás cumplió con aquello y que más bien realizó una simulación de remediación en centenares de piscinas de residuos tóxicos, "cubriéndolas con una capa superficial y dejándolas en el mismo estado contaminante".

El Ministro de Relaciones Exteriores reiteró que en total son tres los juicios que planteó Texaco en contra del Estado ecuatoriano, sin contar el caso Rico en 2010 en contra de los ciudadanos afectados. El primero que está cerrado se planteó en 2004, cuando Chevron inició un proceso arbitral en Nueva York en contra de Petroecuador. El segundo fue en 2006, cuando la compañía planteó un a demanda al Estado ante la Corte Permanente de Arbitraje de la La Haya, en donde la Corte demandó una violación al Tratado Bilateral de Inversiones (TBI) y en el 2009, la tercera causa, también a La Haya por incumplimiento del TBI. Sin embargo, en este caso al igual que el último denominado Chevron III, la defensa ecuatoriana ha estipulado que el TBI entre Ecuador y EE.UU. fue firmado en 1993 y entró en vigor en 1997, es decir, cinco años después del fin de las inversiones de Texaco en el país y por ello el Estado afirma que el TBI no contempla ninguna cláusula retroactiva.

"El gobierno va a defenderse de las trasnacionales, que tienen los activos más grandes que el PIB, se equivocaron de país sí pensaron que nos iban a doblegar", dijo.

Patiño sostuvo que se han formado Comités de Solidaridad en más de 10 países, entre ellos en Venezuela, que es uno de los países que mantienen contratos con Chevron, así como Gran Bretaña, Italia y Polonia.

Afirmó que en el caso de encontrarse responsabilidad de personal de la estatal CEPE y Petroecuador, "ellos tendrán que responder, siempre y cuando haya alguien que presente la demanda", indicó. "Es necesario identificar quienes participaron, que se averigüe, si hubo funcionarios de Mahuad que escribieron algo que se investigue si hubo conspiración y se deben establecer las responsabilidades", dijo.

Finalmente, Patiño manifestó que el gobierno ecuatoriano se defenderá en este caso con la ley y "no interfiriendo mails como lo hace Chevron".

 

Fuente : Diario el Telegrafo

Fecha : 22 de Octubre de 2013

http://www.telegrafo.com.ec/politica/item/patino-un-fallo-a-favor-de-chevron-podria-quebrar-al-estado.html

Deja un comentario