Estragos por lluvias siguen, pese a su menor intensidad
abril 8, 2013
0 comentarios
Comparte

Estragos por lluvias siguen, pese a su menor intensidad

Pese a que el invierno se presenta con menor intensidad –en comparación con el del año pasado– y que en las últimas semanas se reportan lluvias menos fuertes, los estragos continúan dándose en distintas regiones del país.

En Piñas, El Oro, el viernes colapsó gran parte de una casa en la ciudadela 12 de Octubre, en el sector El Mirador, de la avenida 8 de noviembre, la que estaba en riesgo desde el invierno anterior

Los primeros días de febrero hubo un deslizamiento que debilitó las bases y se cayó una pared, por lo que sus ocupantes fueron evacuados. Ayer se desplomaron habitaciones y quedó en riesgo el resto de la edificación. En el sitio, el Municipio de Piñas construye un muro de contención para controlar el talud de la av. 8 de Noviembre.

Carmen Íñiguez, dueña del inmueble, dijo que debieron salir con sus pertenencias y ubicarse en albergues hasta conseguir una nueva casa; otras dos presentan riesgos similares.

En tanto, un hundimiento de dos metros de profundidad se produjo el jueves en la carretera Caracol-La Hojita, cantón Urdaneta, Los Ríos. Residentes del sector recordaron que a las 17:00 pasó un camión con unos 400 tanque de gas y tras su marcha se produjo el desplome.

El prefecto de Los Ríos, Marco Troya, dijo que investigan si el hueco fue ocasionado por un esterillo debajo de la calzada, y de ser así lo canalizarán hacia el río Catarama que está a quince metros de la vía construida hasta enero del 2013. Descartó que se trate de un problema de cimentación y expresó que espera los estudios técnicos para intervenir y rehabilitar el paso.

Mientras, se abrió un camino a un lado de la zona afectada para el tránsito vehicular.

En la vía que une a las provincias de Loja y Zamora Chinchipe, también se hacen visibles los problemas a consecuencia del invierno. Esto se observa en la Loja-Zamora, sector Las Cascadas, a ocho kilómetros de esta última ciudad, donde desde hace varias semanas existen deslizamientos que dificultan el tránsito vehicular.

Cuando se cierra esa carretera, los vehículos deben utilizar la vía antigua, donde el recorrido dura unas dos horas y media, en cambio, por la vía normal el viaje es de una hora y quince minutos.

Fuente : Diario el Universo

admin

admin

Comentarios

No Comments Yet! You can be first to comment this post!

Escribe un comentario

Sus datos estarán a salvo! Your e-mail address will not be published. Also other data will not be shared with third person. Required fields marked as *