abril 6, 2013
0 comentarios
Comparte

Crítica de Televisión: Música sin audio

Inicialmente creí que era un error, que mi televisor estaba luchando con los años o que yo había presionado involuntariamente el botón de mute. Luego descubrí que todo era falso. Me explico: hace un par de días veía Un nuevo día, revista matutina de variedades que transmite Oromar Televisión, en Ecuador. En el espacio, originario de la cadena Telemundo, se ofrecen escenarios de entretenimiento, consejos sobre temas de índole familiar, momentos de diversión y chispazos de humor.

En el plató se conjuga un panel interesante de presentadores, cada uno con estilo particular pero todos con la premisa de llevar información atractiva para el televidente a esa hora de la mañana.

Pero aquel día, mientras se presentaba un grupo mexicano de música norteña, joven exponente, al que le estaban dando un espacio para promocionarse; mi televisión, de pronto, enmudeció, perdió el sonido.

Tras mi susto inicial, los productores tuvieron a bien colocar una claqueta: “Transmitimos este segmento sin audio, por derechos de autor”. Inicialmente me pareció una idea justa y emulable. Pero luego, como mero televidente, no pude evitar los cuestionamientos que aún no tienen respuesta, porque parece ser una situación reiterativa del canal (las veces siguientes, en más de una oportunidad, he vuelto a observar el asunto en los segmentos musicales).

¿Será que esa canción no le pertenecía al grupo en cuestión? Y si es así, ¿por qué programas como Sábado Gigante (tan habilidoso en esto) no lo hace? Mientras la respuesta llega (de alguna manera) me quedo pensando en el manoseado respeto al televidente, en sus límites y en sus bemoles.

Un nuevo día. Lunes a viernes, Oromar, 08:30

admin

admin

Comentarios

No Comments Yet! You can be first to comment this post!

Escribe un comentario

Sus datos estarán a salvo! Your e-mail address will not be published. Also other data will not be shared with third person. Required fields marked as *